Sacrificio hasta el último momento

Para hacer ejercicio a nivel élite hay que tener mucha fuerza de voluntad y mucha motivación, algo de lo que sí puede presumir Catherine Tyler, de 31 años, quien ha demostrado que las pesas y el embarazo pueden ser completamente compatibles dado que no dejó de ejercitarse en el gimnasio hasta que llegó a los ocho meses y medio de embarazo.

catherine-tyler

Incluso cinco meses después de dar a luz, participó en una de las competiciones de culturismo más duras de Australia. Según declaró, lo mejor es mantenerse en forma tanto durante como después del embarazo e intentar no comer en exceso durante los 9 meses de gestación.

Hasta el mismo día en el que dio a luz, esta mujer estuvo realizando sus ejercicios de cardio y está muy orgullosa de su proeza. Tal como dijo “Fue muy gratificante saber que cuento con el control de mi cuerpo y el control de mi apariencia en todo momento. Siempre he tenido un gran interés por la salud y la forma física, pero cuando me quedé embarazada tuve esta idea de que podía recuperarme cuanto antes y volver mejor que nunca”.

Incluso después del parto, comenzó a correr hasta cinco kilómetros al día mientras empujaba a su bebé en el cochecito. De hecho, fue tal su empecinamiento en volver a ponerse en forma que apenas 10 semanas después del parto estaba completamente preparada para competir en la IFBB NSW y también en campeonatos nacionales pertenecientes a la división bikini novato.

Afirmó que muchas mujeres creen que no pasa demasiado tiempo con su bebé porque se pasa mucho tiempo en el gimnasio, pero realmente hace muchísimo ejercicio con su bebé y se encuentra muy orgullosa de lo que ha conseguido. Aconseja a todas las mujeres en estado que la clave es la dieta, la cual tiene una gran importancia, de cerca del 90%.

Articulos relacionados:

Twitter Digg Delicious Stumbleupon Technorati Facebook

Sin comentarios... Animate y escribe un comentario!

Deja tu comentario